','

'); } ?>

En los últimos años emprender un negocio desde casa se ha convertido en una de las principales opciones para todas aquellas personas que buscan comenzar su andadura profesional en solitario u obtener unos ingresos extras a final de mes.

La posibilidad de crear un negocio desde tu ordenador y sin tener que salir de casa, a lo que hay que sumar la no necesidad de realizar un excesiva inversión económica, son las principales claves del éxito de este tipo de negocios, que ofrecen una mayor flexibilidad y la posibilidad de llegar a un público mucho más amplio sin ni siquiera tener que levantarte del sofá.

Esto ha hecho que se haya vivido un auténtico boom en cuanto al número de nuevos emprendedores que han ido apareciendo en los últimos años, especialmente durante la época de crisis financiera que nos ha tocado vivir.

Pero eso no significa que sea oro todo lo que reluce, ni mucho menos, ya que cualquiera puede emprender su propio negocio desde casa, pero para triunfar y obtener el éxito esperado es fundamental que haya una constancia y un gran trabajo detrás. Y la prueba está en que son muchos más los negocios online que no triunfan y acaban quedando en el olvido, que los que realmente alcanzan el éxito y se convierten en toda una referencia.

Por ello en el post de hoy quiero echaros una mano y ayudaros no solo a emprender y montar un negocio desde casa con poca inversión, sino también a hacerlo bien y conseguir que tu negocio sea rentable, sin que acabéis dejándolo a medio camino. Porque como dice el gran maestro Yoda, “hazlo o no lo hagas, pero no lo intentes”. Si vas a emprender un negocio desde casa tienes que estar convencido de que vas a hacerlo bien y que vas a darlo todo por alcanzar el éxito.

Busca una idea rentable y fórmate correctamente

idea-rentable

Lo primero que tienes que hacer es buscar una idea de negocio que sea rentable, y después formarte para conocer todo sobre ese tipo de negocio y que nada se te escape. Porque de nada te servirá montar un negocio de “productos ecológicos”, si realmente no tienes ni idea de este sector, ¿no crees?

Dedica el tiempo necesario para formarte y estar preparado para poder solventar cualquier duda que pueda tener un cliente, negociar con garantía con tus proveedores, ofrecer información relevante, etc.

El éxito no llega de la noche a la mañana

Si piensas que al día siguiente de montar tu negocio comenzarás a recibir pedidos y obtener ingresos, estás totalmente equivocado, especialmente si no quieres realizar una fuerte inversión. Te recomiendo que te quites esa idea de la cabeza, ya que de lo contrario te vas a frustrar antes de lo que puedas imaginar.

Mi recomendación es que te armes de paciencia, porque si trabajas el éxito llegará, pero poco a poco. Debes de tomarte tu negocio como una maratón y no como un sprint. Si lo haces así, el éxito te sabrá mucho mejor.

No hay nada seguro

Y aunque con constancia y dedicación es muy probable que todo acabe saliendo bien y alcances el éxito, también debes ser consciente de que no hay ningún negocio seguro, y que aunque hayas puesto todo tu empeño en él, podría darse el caso de que no obtuvieses los resultados esperados.

No existe ninguna garantía para triunfar con tu negocio, por lo que no te desanimes si esto ocurre. Piensa que no has realizado una inversión muy elevada, por lo que tampoco habrás perdido demasiado dinero.

Si se da el caso, mi consejo es que no te rindas y que vuelvas a la carga con un nuevo proyecto. Seguro que sale mucho mejor.

Que el trabajo no te invada

horario

Trabajar desde casa tiene un sinfín de beneficios, aunque también es peligroso, especialmente si no te gestionas correctamente y dejas que el trabajo acabe invadiéndote. Al tener una total flexibilidad para trabajar, son muchas las personas que acaban realizando jornadas interminables, lo que puede hacer que acabes desmotivándote antes de tiempo.

Por ello lo principal es, aunque trabajes en casa, marcarte un horario y cumplirlo a raja tabla. Es cierto que habrá ocasiones en las que acabes haciendo horas de más, pero no es nada malo si solo es cuando es realmente necesario. El problema está en si la realización de esas horas de más acaba convirtiéndose en costumbre, ya que terminarás por no tener tiempo para los demás ni para ti mismo.

Objetivo realista

También es importante que te marques un objetivo que sea realista, especialmente al principio. No quieras montar Google en una semana, porque te adelanto que no lo vas a conseguir.

Debes ser consciente tanto de tus posibilidades como de que el ritmo de crecimiento será lento. Los primeros ingresos tardarán en llegar, y cuando lleguen, casi con total probabilidad no serán muy elevados.

No decaigas y continúa esforzándote, porque si lo haces, posiblemente llegue un día en el que obtengas los ingresos esperados.

¿Existe algún truco para triunfar con tu negocio online?

La respuesta es no. No existe ningún truco ni ninguna fórmula segura que te vaya a garantizar el éxito con tu negocio, y te lo digo por experiencia.

Aunque sí que hay un ingrediente clave que te será de gran ayuda: conocer a tu cliente ideal. ¿Por qué? Pues porque si conoces bien a tus potenciales clientes, sabes qué es lo que quieren y cuáles son sus inquietudes, te será mucho más sencillo ofrecerles lo que están buscando, y por tanto, obtener ingresos.

Visit Us On FacebookVisit Us On LinkedinVisit Us On InstagramVisit Us On YoutubeVisit Us On Google PlusVisit Us On Twitter